miércoles, julio 09, 2008

Adios, compañera, adios...

Es tan duro despedirse, o casi debería decir desprenderse, de un ser querido. Tanto tiempo compartido. Muchas alegrías, alguna pena y bastante dolor. Pero siempre había estado ahí... ahí donde ahora ya no queda nada. Lo he pasado muy bien con ella. Me ha acompañado en todas mis sonrisas, ha sufrido en mis momentos de rabia, esos momentos que te obligan a apretar los dientes, ha estado presente en mis días y en mi noches... sobre todo en las noches.

Me encantaba salir con ella a tomar unas copas bien frías. O a tomar un aperitivo con mis amigos. Siempre me acompañaba, sin quejarse. No como otras... esas que con toda su mala leche me dejaron tirado en cuanto pudieron. Y mira que ha sufrido la pobre soportandome... que si blanco, que si negro... siempre he sido un culo de mal asiento y casi nunca he sabido a que clavarle el diente.

Tendré que resignarme. Al fin y al cabo todo esto ha sido culpa mía. No he sabido quererla, no he sabido cuidarla. Merezco que la hayan arrancado de mi ser. Sóla estará mejor y quién sabe si hasta podrá ser feliz.

Por mi parte sólo me queda conformarme con las demás. Algunas conocidas, demasiado quizá, y con las que me lo paso bien, pero que no llenan el hueco que ella ha dejado. Las nuevas, son demasiado nuevas... y todavía es más triste.

En fin, lo dicho, que te vaya bien bonito... sabes que jamás te olvidaré, muela 26.

martes, julio 01, 2008

Like a Rolling Stone

Hola hermanos y amigos varios. Sé que llevo eones sin actualizar, pero se me han juntado varias cosas que lo han hecho imposible. Lo primero fue mi viaje a Donosti, que me mantuvo una semana alejado de estos lugares del señor. Después vino la sorprendente victoria de la selección española, que mantuvo borracho varios días seguidos. Si a todo eso le juntamos la dejadez, ya tengo un buena excusa.

Pero dejemos atrás el pasado, hoy tengo un post de la hostia. Supongo que habréis notado una narrativa poco fluida y tal, y de verdad que lo siento, pero como siempre, el aire acondicionado del trabajo hace estragos en mi organismo y tengo fiebre y mareos, etc. Pero no os preocupéis, sobreviviré.

El objeto del post de hoy es informaros del próximo evento musical al que asistiré, que no es otro (si la fiebre lo permite) que el concierto del maestro Bob Dylan en Lorca del próximo Viernes 4 de Julio. Esta vez voy a pasar de intentar convenceros de que os dejéis de gilipolleces y que escuchéis música decente, aún así, en mi gran bondad, voy a haceros una recomendación. Si os gustam, aunque sea un poco, el rock, no dejéis pasar de largo el dísco que cambió su historia: Highway 61 Revisited del maestro en 1965.




Este disco es todo un monumento al rock. Letrísticamente es una maravilla que merece la pena traducir. En fin... sobran calificativos. Como siempre, para muestra un botón. Aquí os dejo el tema que abre el disco, uno de los temas más famosos de la historia, que da nombre a uno de los grupos más famosos de la historia y que hace poco ha sido elegido por la revista Rolling Stone como el mejor tema de la historia (sé que es una gilipollez, pero bueno):



Bob Dylan - Like a Rolling Stone
(no tiene un gran sonido, pero si queréis oirlo bien, para eso está el disco)